El camino de Drew Brees hasta volverse ícono de los Saints

by Ketzer

Tras 20 años de carrera, Drew Brees se retira de la NFL tras cambiar la cara a los Saints de Nueva Orleans, con varias marcas en la liga y una destacada historia de superación

El 14 de marzo de 2021, Drew Brees, uno de los mejores quarterbacks de la historia en la NFL y el mejor jugador en la historia de los Saints de Nueva Orleans, anunció su retiro tras una brillante carrera de 20 años, que estuvo cerca de truncarse en 2005 años. Además, Brees se convirtió en un símbolo de unidad para su ciudad, cuando fue arrasada por el Huracán Katrina en 2006.

Este martes Jameis Winston, quien es uno de los aspirantes para tomar su lugar, declaró: “es un gran honor intentar heredar su puesto y lo que representa para la ciudad de Nueva Orleans, así como una gran responsabilidad que me encantaría asumir”. Al borde de las lágrimas, el egresado de Florida State anunció que volverá con los Saints la siguiente temporada.

También recordó la experiencia de convivir con uno de sus ídolos, durante todo un año y cómo aprendió de él y lo motivó a seguir en su desarrollo profesional.

«Poder jugar con Drew Brees era un sueño. No sabe lo que significa que me haya arropado, me dio palabras de aliento, vi su resiliencia, pasión, vi su manera de trabajar, me conmovió. Mirar a alguien que admiro, tocarlo, que fuera mi compañero y tener la oportunidad de trabajar con él. No tengo palabras»

JAMEIS WINSTON

Brees por su parte se convertirá en analista para la cadena NBC y seguramente dentro de cinco años ingresará al Salón de la Fama de Canton, Ohio, en su primer año de elegibilidad.

San Diego y la amenaza del retiro prematuro

Drew Christopher Brees nació en Austin, Texas, el 15 de enero de 1979. Cursó la preparatoria en la Escuela Episcopal St. Andrew’s de su ciudad natal. Jugó en la universidad de Purdue entre 1997 y el 2000 y fue elegido por los Chargers de San Diego en la segunda ronda del Draft del 2001, tenía el talento de un jugador de primera ronda, pero su baja estatura para la posición lo perjudicó.

Su primera jugada de pase en un partido de temporada regular terminó en balón suelto. Al año siguiente, el nuevo coach, Marty Schottenheimer lo nombró titular y terminó con marca de 8-8, con 17 pases de touchdown contra 16 intercepciones. Para el 2003 tuvo un inicio lamentable de 1-7 y fue sustituido por Doug Flutie. Finalmente Brees terminó la campaña como titular. El record del equipo ese año fue de 4-12. Brees tuvo 11 anotaciones por 15 intercepciones.

El equipo buscó nuevas alternativas en el Draft del año siguiente y luego de un escándalo por la negativa de Eli Manning de jugar en San Diego, llegó en intercambio Phillip Rivers. Brees trabajó para mantener su puesto y terminó con su mejor temporada hasta entonces, con 27 pases de touchdown contra siete intercepciones. Con estos números alcanzó su primer Pro Bowl.

En el 2005, Brees mantuvo la titularidad, pero tenía la presión de la gerencia para nombrar a Rivers titular del equipo. Esto provocó que Schottenheimer lo pusiera en el campo para el último partido de aquella temporada regular, sin necesidad de hacerlo. En una jugada de balón suelto, el liniero defensivo Gerard Warren cayó sobre el hombro derecho de Brees, provocándole una severa lesión en el labrum y el manguito rotador.

Drew Brees lesión Chargers
Lee también: Fitzmagic, el nerd con formas increíbles de ganar y perde

Debido a que la lesión dejaba serias dudas a la gerencia de San Diego le ofreció un contrato a largo plazo con poco dinero garantizado para que permaneciera como suplente. En ese momento, Drew Brees tomó la decisión más importante de su carrera: buscar un puesto titular en la agencia libre.

Su primera opción fueron los Dolphins de Miami, pero el cuerpo médico no dio su aval para que pudiera jugar y eligieron a Daunte Culpepper, quien venía de una lesión de rodilla. El diagnóstico era el mismo: es mejor el retiro. Sin embargo, el cirujano James Andrews describió su rehabilitación como la recuperación más notable para cualquier atleta que haya tratado.

Se abrió otra opción en un equipo tradicionalmente perdedor: los Saints de Nueva Orleans, quienes empezaban un proyecto nuevo con el coach Sean Payton. 

La marcha de los Santos al Super Bowl

Payton invitó a Brees a Nueva Orleans con una oferta económica era similar a la de Miami: seis años y 60 millones de dólares y agregó la promesa de darle la titularidad. Al encontrarse, ambos recorrieron las calles arrasadas por el huracán. El equipo se convertiría en un símbolo para la población porque incluso el Superdome sirvió como refugio para los damnificados.

En su primer año, los Saints terminaron con marca de 10-6 y ganó el Sur de la NFC y llegaron a la Final de Conferencia, donde cayeron ante los Bears de Chicago. En aquella temporada, Brees pasó para más de 4 mil 418 yardas, completó el 64.3% de sus pases con 26 pases de anotación y 11 intercepciones.

Tres años después el equipo alcanzó una marca de 13-3 y ganó el Super Bowl XLIV ante los Colts de Indianápolos, 31-17. Drew Brees ganó el reconocimiento como el Jugador Más Valioso, en una temporada donde lideró a la Liga en porcentaje de pases completos (70.6%) pases de anotación (34) y rating (109.6).

Este fue el punto más alto del equipo, pues no volvieron al Super Bowl, aunque tuvieron equipos muy poderosos que alcanzaron playoffs en nueve ocasiones en 15 años. En dos años seguidos el equipo quedó eliminado por errores arbitrales, al final uno de los grandes pendientes en la carrera de Brees será no ganar el número de campeonatos que correspondía a su talento.

El legado de Drew Brees para la NFL

Además de ser considerada una de las mejores contrataciones vía agencia libre, junto con Reggie White, Drew Brees es uno de los pioneros entre los quarterbacks de baja estatura que son realmente exitosos en la NFL. Sus logros le abrieron paso a jugadores similares como Baker Mayfield y Kyler Murray ambos como el número uno global en sus respectivos drafts.

El conteo final en la carrera del quarterback de los Saints se va plagado de records:

  • Líder de todos los tiempos en yardas aéreas: 80 mil 358
  • Mayor cantidad de pases completos: 7 mil 142
  • Record en porcentaje de pases completos de por vida: 67.7%
  • Segundo jugador con más pases de touchdown (571), Tom Brady alcanzó 581 esta temporada
  • Cuarto registro más alto de victorias en la Liga: 172-114, detrás de Brett Favre (186-112), Peyton Manning (186-79) y Brady (230-69), aunque en playoffs Brees tuvo nueve triunfos
  • Elegido 13 ocasiones al Pro Bowl, Jugador All-Pro de primer equipo una vez, Jugador Regreso del Año en 2004 y dos veces Jugador Ofensivo del Año (2008 y 2011).
  • Líder pasador de la NFL en siete ocasiones

Brees destacó por su longevidad, pues tuvo una carrera de 20 años en la NFL con un desempeño sobresaliente en periodos prolongados: entre 2008 y 2016, Brees lanzó al menos 5 mil yardas en cinco temporadas, mientras el resto de los quarterbacks que rebasaron las 5 mil yardas,  lo hicieron solamente una vez.

Te puede interesar: Así van los quarterbacks para las 32 franquicias de la NFL

Al final de su carrera, entre 2017 y 2019, Brees consiguió los tres porcentajes de pases completos más altos en la historia de la NFL. Entre 2017 y 2020 los Saints ganaron cuatro veces seguidas su División. Además, no volvió a faltar a un partido desde su lesión en el hombro, hasta esta temporada cuando un golpe le provocó fracturas en 11 costillas y un pulmón perforado.

Sus críticas al movimiento Black Lives Matter

El último momento complicado de Drew Brees en su carrera profesional se dio el 3 de junio del año pasado, cuando en una entrevista manifestó su desacuerdo con el movimiento Black Live Matters, donde la población de todo el país protestó contra el racismo, tras el asesinato del ciudadano afroamericano George Floyd, a manos de un policía de Minneapolis.

En aquella ocasión, Brees dijo: “nunca estaría de acuerdo con alguien que le falte el respeto a la bandera”, en relación a la protesta que inició el quarterback Colin Kaepernick de arrodillarse durante la entonación del himno estadounidense previo a los partidos. Sus declaraciones provocaron una oleada de críticas, incluyendo a sus compañeros en Nueva Orleans.

“¿Está todo bien con nuestro país en este momento? No, no lo está. Todavía tenemos un largo camino por recorrer. Pero creo que lo que haces al pararte allí y mostrar respeto a la bandera con tu mano sobre tu corazón es una muestra de unidad. Muestra que todos estamos juntos en esto, podemos todos hacerlo mejor, y que todos somos parte de la solución”

DREW BREES
Drew Brees Super Bowl XLVI

En respuesta, el astro de los Lakers de Los Ageles, LeBron James le escribió en Twitter: “¿Literalmente todavía no entiendes por qué Kap se arrodillaba? No tiene absolutamente nada que ver con una falta de respeto y nuestros soldados”.

El receptor Michael Thomas el principal socio de Brees en los Saints, retuiteó un mensaje que criticaba a Brees: “¿Cómo puede alguien ver cómo asesinan a George Floyd y su primera respuesta cuando se le pregunta al respecto es respeta la bandera?”

Además: Taylor Heinicke, el desconocido que puso en riesgo el título de Tampa Bay

También el profundo de los Saints, Malcolm Jenkins, lo criticó abiertamente:

“Cuando salgo del campo y me quito el casco, soy un hombre negro caminando por EEUU y te digo que tengo que lidiar con estas cosas, te digo que mis comunidades tienen que lidiar con estos cosas, y tu respuesta para mí es que no hable de eso aquí… ¿cuál es el lugar, Drew?»

MALCOLM JENKINS

“Cuando el mundo te dice que no eres digno, que tu vida no importa, el último lugar del que quieres escucharlo son los tipos con los que vas a la guerra y los que consideras tus aliados y tus amigos. Aunque somos compañeros de equipo, no puedo dejar que esto pase”.

En menos de 24 horas Brees tuvo que retractarse de su comentario:

“Me disculpo con mis amigos, compañeros, habitantes de Nueva Orleans, la comunidad negra, la NFL y cualquier persona a la que lastimé con mis comentarios. Me rompe el corazón saber el dolor que he causado. Como estadounidenses, no hemos hecho lo suficiente para luchar por la igualdad o para comprender las luchas y la difícil situación de la comunidad negra. Reconozco que soy parte de la solución y que puedo ser un líder para la comunidad negra en este movimiento”.

Con todo, Brees es un ídolo en la afición de los Saints y en estadísticas, uno de los grandes quarterbacks de todos los tiempos, comparado con Dan Marino, Peyton Manning o Brett Favre y una de las grandes historias de la NFL.


0 comment

Noticias Relacionadas