Una mejor estructura deportiva para apoyar atletas mexicanos

by Ketzer

Un estudio permite analizar cómo se encuentra la estructura deportiva en México, respecto a modelos de países avanzados como Nueva Zelanda

En junio de 2018 la consultora Deloitte presentó un estudio comparativo sobre la forma en que 10 países administran sus programas deportivos nacionales para entender en qué lugar se encontraba España y cuáles eran sus áreas de oportunidad, para manejar más eficientemente sus recursos, promover el deporte a un mayor universo y tener mejores resultados, cristalizados en medallas mundiales u olímpicas.

El estudio denominado:  “Estudio comparativo internacional de los modelos de deporte de alto nivel” analiza cinco variables para alcanzar la “madurez deportiva de un país” que corresponde al éxito deportivo que alcanzan como parte del deporte organizado:

  1. Rendimiento deportivo (medallas),
  2. Estructura financiera (fuentes de ingresos y financiación),
  3. Gestión organizativa (federaciones),
  4. Ayudas e integración social, y
  5. Desarrollo (licencias y clubes).

Lee también: Conade promete 10 medallas en Tokio 2021; COM, 5 preseas ¿qué estimación creemos?

Este estudio puede ser un buen parámetro para comparar cómo se encuentra el deporte federado en México y cómo se puede blindar su funcionamiento, en situaciones como la que vive el país actualmente, donde la llamada “austeridad republicana” del gobierno federal ha afectado la entrega de recursos para el deporte y que inciden directamente en el logro de resultados que tienen sus atletas en campeonatos mundiales o Juegos Olímpicos.

Además, nos muestra la forma en que países más desarrollados en temas educativos y de calidad de vida, diseñaron estos modelos que buscan gestionar eficientemente sus recursos y en algunos casos que incluso los consiguen para no dependen de los presupuestos gubernamentales.

Los países estudiados son: Canadá, Nueva Zelanda, Australia, Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Bélgica, Países Bajos y Dinamarca. En este caso analizaremos el modelo neozelandés para conocer otro modelo de gestión deportiva desde el gobierno y sus resultados.

Nueva Zelanda, el país que ejemplifica la gestión deportiva

El estudio evaluó cinco categorías principales. En el caso de Nueva Zelanda así funciona su modelo:

Rendimiento deportivo

En lo que va del siglo, la cosecha de medallas olímpicas aumentó 350% y 110% en paralímpicos, en cinco Justas Olímpicas: Sidney, Atenas, Pekín, Londres y Río. En cuanto a Juegos Invernales obtuvieron dos medallas en PyeongChang, las primeras en las últimas cinco ediciones.

Respecto al número de participantes, la representación aumentó 32.7% en este mismo periodo, mientras que en Juegos Invernales, el incremento de atletas fue del 100%. En este rubro, fue el segundo país mejor evaluado de este grupo en cuanto a promedio de medallas  por participante en Juegos Paralímpicos y el que más avanzó en el promedio de medallas por participante justas olímpicas, aunque su rendimiento destaca solo en competencias individuales.

Deporte Nueva Zelanda
Estructura financiera

El financiamiento de deporte proviene principalmente del gobierno, a través de dos agencias: Sport NZ, que promueve la actividad deportiva y HP Sport NZ que apoya la estructura deportiva de alto nivel. Los deportes más importantes cuentan con un sistema de financiamiento plurianual para los atletas más importantes. Pero además, es el país que más dinero destina al financiamiento de su deporte, en relación a su población y PIB.

Pero también tiene programas de captación de recursos privados, patrocinios a través de la lotería local y un programa de captación de fondos mediante actividades filantrópicas.

Gestión organizativa

El gobierno neozelandés creó un programa de gestión deportiva con los objetivos de: colocar a sus atletas en el máximo nivel competitivo en una serie de deportes seleccionados y convertir su modelo deportivo como ejemplo internacional a nivel de sistemas deportivos.

Se diseñó adicionalmente un sello gubernamental que certifica la calidad de organización de un evento deportivo cuando cumplen requisitos de integridad y buena gobernanza. Finalmente, para aumentar los recursos, los eventos deportivos y el uso de instalaciones deportivas incluyen un el cobro de IVA del 15%.

Ayudas e integración social
Deporte promoción Nueva Zelanda

Para fomentar el deporte en los jóvenes y niños,  existe el programa KiwiSport que financia a escuelas para que cuenten con mejor infraestructura. Una vez captados, los jóvenes prospectos entran al programa Pathway to Podium donde se desarrollan con apoyos y entrenadores.

También se integran a programas como Performance Enhancement Grant, que reparte cerca de 4 millones de euros anuales a deportistas de alto nivel. Así, es el país que destina mayor cantidad de financiamiento directo a atletas de nivel competitivo, en relación a su población. Mientras que el programa Athlete Life capacita a los deportistas para desarrollar un plan de vida. Incluye objetivos deportivos, académicos y profesionales para maximizar su rendimiento.

Desarrollo deportivo

El país tiene uno de los mayores índices de atletas registrados en sus respectivas federaciones, que equivale al 31% de la población.

El NZ Sporting Events Systems coordina la realización de eventos deportivos para que sean más eficientes, al mejor costo posible y que cumpla con parámetros de excelencia. Como consecuencia, es el país que organiza más competencias mundiales, en proporción con su población. También financia investigación y desarrollo en ciencias del deporte y trabajan de manera coordinada con sus diferentes federaciones. El resultado es tener información verificable para trabajar con sus atletas.

Te puede interesar: La delegación mexicana, a 100 días de Tokio 2021

Conclusión

Este sistema de gestión le permitió a Nueva Zelanda ser el país fue el mejor evaluado en el grado de madurez. Su evaluación obtuvo una calificación de 77 puntos, con un máximo de 100. Esto es, 12 puntos encima de la media del resto de las naciones analizadas. Es más fácil gestionar estos modelos en un país que tiene 5 millones de habitantes, con un PIB per cápita de 11 mil 151dólares anuales, de acuerdo con cifras oficiales.

El inacabado caso de México

Centro Deportivo Olímpico Mexicano CDOM

México ha hecho algunos trabajos para organizar su deporte a nivel nacional y de alto rendimiento, desde hace varias décadas. Aunque ha avanzado, sus resultados se encuentran muy estos modelos deportivos que destacan por su eficiencia. A nivel federativo, el país lucha contra corrupción o tráfico de influencias al interior de sus federaciones, que restringen que los atletas reciban apoyo.

Los programas de patrocinio son caso por caso, no cuentan con una estructura organizada. Otro problema es que no se destinan recursos suficientes a la promoción deportiva en la población. Los programas que existían para garantizar recursos a los atletas quedaron extinguidos el año pasado. Principalmente, el Fideicomiso Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar).

En resumen, no existe planeación suficiente en el largo plazo y los atletas son los principales responsables de sus éxitos deportivos. Además, es más complicado gestionar el deporte en un país de 130 millones de personas, con un PIB per cápita de 9 mil 601 dólares.

Los recursos para Tokio 2020

En enero del año pasado, antes que la pandemia provocara la suspensión de la Justa Olímpica de Tokio, el Comité Olímpico Mexicano (COM) informó que requeriría 120 millones de pesos para preparar a la delegación de atletas a Japón. El presidente del organismo, Carlos Padilla acusó al gobierno federal de no apoyarlos con los recursos suficientes. Argumentó que la titular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade), Ana Gabriela Guevara indicó que no otorgarían recursos al COM por “cuestiones administrativas”.

“Siempre habíamos tenido el apoyo del gobierno federal, pero ahora, el Comité Olímpico Mexicano no ha recibido un centavo. Sin embargo, tenemos varios empresarios que nos han auspiciado de manera muy importante, la comprensión de Solidaridad Olímpica, que nos respalda en lo económico. Entre ellos están el apoyo del Comité Olímpico Internacional, de Panam Sports, que trata de desarrollar el deporte en todo el continente”, dijo Padilla a Forbes México.

Además: Dopaje, asignatura pendiente en México por austeridad

Este recorte presupuestario ocurrió antes de la pandemia, como parte del programa de austeridad del gobierno federal y afectó la operación del Centro de Alto Rendimiento (CDOM). “La última vez que recibimos recursos (80 millones de pesos) fue en el sexenio pasado, cuando Alfredo Castillo era el encargado de Conade”, aseguró Padilla.

“Si no pudieron darnos recursos en 2019, lo más probable es que este año (2020) tampoco suceda. Eso no pone en riesgo a la delegación: tenemos planes alternos para que conjuntamente con la iniciativa privada, la delegación vaya con todos los deportistas que estén clasificados y así tener garantizadas la ropa de competencia, de viaje, estancia en la villa olímpica”, indicó.

Al respecto, el presidente Andrés Manuel López declaró que los recursos se entregarán directamente a los atletas y no a organizaciones como ocurría antes. Aunque todos los programas de apoyo que ha implementado esta administración y que siguen este modelo, han sido cuestionados por su falta de transparencia en cuanto a las cantidades entregadas y los criterios para otorgarlos, por lo que la opacidad sugiere corrupción.

Como consecuencia, el COM estimó que en esta edición México va por cinco medallas, aunque en enero del año pasado se hablaban de seis. Por su parte la Conade hablaba de 10 medallas. es decir, es más complicado estimar los resultados, porque no existe una estructura sólida que permita medir el impacto de la inversión en el deporte.  


0 comment

Noticias Relacionadas